Opinión: "Sociedad Misógina"

sábado, 27 de abril de 2013

Enviar
print this page
No, no es suficiente con el hecho de que actualmente la mujer trabaje, no es suficiente que ocupe puestos en cargos públicos e incluso incursione en espacios políticos. ¡No basta! Porque a pesar de todos los avances en la lucha que ha implicado poner a la mujer en igualdad de condiciones con el hombre, existe todavía una tendencia ideológica y/o psicológica de odiar, despreciar y cuando menos minimizar a la mujer. 

Lo vemos inclusive en redes sociales, Facebook por ejemplo; a continuación les expondré un testimonio para muestra de ello: días atrás un contacto de mi lista de amigos en Facebook publicó una iniciativa que se está llevando a cabo a nivel internacional por un grupo de personas, el proyecto consiste en recopilar fotos en un álbum de mujeres de alrededor del mundo al desnudo, sin importar su color, si es transgenero o incluso asiática o proveniente del oriente; esto con la intensión de enfocar el cuerpo humano como un arte desde cualquier dimensión y no sólo desde la perspectiva que la moda nos impone, en la que una mujer debe tener las medidas ideales para poder posar desnuda fotográficamente y que esto sea apreciado como arte; pues bien, para sorpresa de muchos (me incluyo), alguna persona, obviamente no se sabe quién, reportó la publicación de mi amigo y por supuesto Facebook removió de manera casi inmediata dicha publicación. Es lo mismo que sucede con las mujeres que comparten fotos de sus partos y/o período de lactancia con sus amigos y/ o conocidos por medio de esta red , pues reportan estas publicaciones por el simple hecho de que, intencional o no intencional, se deja ver en algunas ocasiones los pezones de algunas de ellas. Lo paradójico de esta situación es que en el mismo Facebook existen páginas de CreepShots, Slut-Shaming y hasta chistes sobre violaciones o acoso, entonces, ¿se considera acaso más ofensiva la desnudez voluntaria que las cosas anteriormente mencionadas? ¡Qué irónico y contradictorio se torna el asunto si lo vemos desde ambos lados de la acera!

Pasa también con el cliché o estereotipo de que las mujeres somos las interesadas cuando de cuestiones económicas se trata, pero personalmente he visto hombres que se dejan comprar con regalos materiales e invitaciones por parte de muchas mujeres. He visto también videos que circulan en masa por la internet acerca de cómo miran las mujeres a los hombres, en el más reciente que vi sucede que la chica, una chica guapa, refinada, culta, ejecutiva y elegante, ve al tipo en su oficina haciendo unas labores de reacomodo de muebles, la chica lo ve, pero no le presta atención y con intención, lo ignora, pues lo ve de manera despectiva. Otro día cualquiera, lo vuelve a ver, esta vez el tipo va elegantemente vestido y con un automóvil, ella se deja seducir y accede a salir a cenar con él, al final de la noche, él la lleva de regreso a su casa. Al día siguiente vuelve a ver a éste hombre, de nuevo vestido de manera sencilla y humilde haciendo las mismas labores que le vio haciendo la primera vez, y ella se desilusiona y lo evita. Ok, vamos a ser claros, sí bien es cierto sí hay muchas mujeres que actúan de esta forma, pero la sociedad tiende a generalizar, siempre lo hace.

Otro ejemplo típico y que se ve a diario, y que considero que igual es importante tomar en consideración, es el tema de los salarios o ingresos por conceptos de trabajo, mujeres ocupando mismos puestos que un hombre, en igualdad de capacidades y preparación, pero recibiendo una remuneración económica inferior. Lo cual me lleva a la pregunta, ¿por qué esta subestimación hacia la mujer? ¿Por qué éste rechazo? ¿Qué tiene el hombre que no tenga la mujer? ¿O será acaso que aún vivimos en una sociedad estancada en que el “macho” (hombre) predomina y por ende merece mejores condiciones o mayor mérito y reconocimiento, independientemente de la índole que se hable?

¿Por qué o a partir de qué nace éste desprecio hacia la figura femenina? Tan así que una mujer que mantenga relaciones coitales con varios hombres es considerada una puta, o como muchos las llaman: “zorras”, “perras”; nótese la forma despectiva en que son vistas estas palabras usadas metafóricamente en estos contextos. Pero si un hombre mantiene relaciones coitales o sexuales, como ustedes le prefieran llamar, con varias o muchas mujeres, es más bien digno de admirar y de aplaudir, ¡es un campeón!

Otro ejemplo. ¿Qué pasa cuando queremos ridiculizar a un hombre por considerarlo cobarde en algún aspecto? ¿Cómo lo llaman usualmente muchas personas? ¿”Gallina”, “niñita”? Hasta en esa connotación semántica viene implícito el menosprecio del género femenino en contraposición con el masculino.

Existe todavía un claro y evidente desnivel en cuanto a la mujer en comparación con el hombre, hay muchas personas misóginas que se crean éste perfil por diversos factores, incluso por el hecho de que les ha ido mal o no les ha ido bien en una relación de pareja con una mujer, más que todo del lado de los hombres, no trato de ser feminista; pues no soy fiel creyente de los extremos, sólo pretendo expresar mi descontento.

Hay tanto aún por cambiar y mejorar en la sociedad, avanzamos y crecemos rápidamente en tecnología, en ciencia, en el campo médico; pero en humanismo, en igualdad social, y de oportunidades y derechos; más bien parece que vamos de retroceso.

Karla Ramírez Calderón
karla_tip@hotmail.com
Comparte:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja tus dudas o recomendaciones por aquí.

Addthis

 
Design by Herdiansyah Hamzah | Published by Borneo Templates | Powered by Blogger.com. Traducido al español por Blogarizate
© Copyright 2011-2013 Blogarizate Todos los derechos reservados.